Portada pequena de agosto de 2016

Agricultura sostenible Y EDIFICIOS VERDES

Por:Dr. Fernando Abruña, Arquitecto

 

Página anterior;


Imagen de unas hojas frente al sol

 

En esta edición discutiremos un tema que comienza a tomar vigencia en algunos de los sistemas de certificación de edificios sostenibles más progresistas del mundo. Se trata de la agricultura sostenible, los alimentos y bioproductos que sus prácticas generan, el beneficio o daño que el ingerirlos o usarlos supone y los efectos de su práctica en el planeta. Al analizar un producto agrícola sostenible se toman en consideración muchos de los mismos criterios que se utilizan para determinar la sostenibilidad de productos manufacturados para edificios verdes. Entre ellos, su procedencia, cultivo, confección, empaques, efectos en nuestra salud, uso de recursos, su huella hídrica, de carbono y ecológica, entre otros.

La Red de Agricultura Sostenible (RAS) es una coalición de organizaciones de conservación sin fines de lucro establecidas en América, África, Europa y Asia que promueve la sostenibilidad social y ambiental de actividades agrícolas a través del desarrollo de estándares de mejores prácticas, certificación y capacitación para agricultores rurales alrededor del mundo. En su página web la RAS declara su misión de ser una red mundial que transforme la agricultura en una actividad sostenible. Su visión: crear un mundo donde la agricultura contribuya a la conservación de la biodiversidad y subsistencia sostenible.

La RAS publica el Estándar de Agricultura Sostenible cuyo objetivo es fomentar que los operadores de granjas analicen y consecuentemente mitiguen los riesgos ambientales y sociales causados por actividades agrícolas a través de un proceso que motive mejoramiento continuo. El estándar se basa en los temas de adecuación ambiental, equidad social y viabilidad económica y se fundamenta en los siguientes 10 principios:

  1. Sistema de gestión social y ambiental
  2. Conservación del ecosistema
  3. Protección de la fauna
  4. Conservación del agua
  5. Trato justo y buenas condiciones de trabajo para las personas trabajadoras
  6. Salud y seguridad en el trabajo
  7. Relaciones comunitarias
  8. Manejo integrado de cultivos
  9. Manejo y conservación de suelos
  10. Administración integrada de desperdicios

De las 37 páginas que componen el estándar, extraemos el siguiente texto:

“El estándar reconoce los retos que plantea el cambio climático y trata de abordarlos, promoviendo activamente una agricultura resiliente e inteligente al clima. Esto se logra protegiendo los ecosistemas nativos y la biodiversidad en las granjas agrícolas, evitando la deforestación, conservando los suelos, los recursos hídricos, y asesorando a los agricultores para seleccionar y adoptar materiales de siembra y prácticas agrícolas inteligentes con el clima. El estándar busca, además, reducir las emisiones de gases de efecto de invernadero de la agricultura asociados con el uso de energía, fertilizantes, pesticidas y emisiones de metano - mientras se mantiene o mejoran las reservas de carbono en los suelos, los bosques y otros tipos de vegetación en las actividades agrícolas. El estándar promueve los tres pilares de una agricultura inteligente con el clima: 1) aumento de la productividad e ingresos agrícolas de forma sostenible; 2) adaptación y resiliencia ante el cambio climático; y 3) la reducción o eliminación de las emisiones de gases de invernadero.”


La pregunta obligada es: ¿Y que tiene que ver la agricultura con los edificios sostenibles? Pues bien, el sistema LEED (Leadership in Energy and Environmental Design) del US Green Building Council incluye como parte de sus opciones para la certificación de edificios verdes el uso de productos de origen biológico. Según el USGBC, estos materiales deben cumplir con el Estándar de Agricultura Sostenible de la Red de Agricultura Sostenible (RAS) que no permite productos biológicos basados en cuero o piel animal. Esto significa que un sofá, por ejemplo, que se especifique para un edificio sostenible que desee acumular puntos de certificación relacionados a bio-productos, deberá cumplir con el Estándar de Agricultura Sostenible y no podrá ser forrado con piel animal. Más allá de la Red de Agricultura Sostenible, el USGBC, en alianza con el Forest Stewardship Council (FSC) prepara estándares para el uso de maderas certificadas ecológicamente con el propósito de fomentar la siembra y tala en bosques madereros de forma sostenible. Es a través de prácticas convencionales de deforestación que el planeta ha sufrido grandes cambios que han ocasionado la desertificación de millones de cuerdas de suelo bio-productivo en los pasados 100 años y uno de los detonantes del calentamiento global y el cambio climático.

En fin, lo que representa el USGBC y el LEED para edificios verdes, la RAS y el Estándar de Agricultura Sostenible, respectivamente, lo representan para prácticas de agricultura y siembra de bioproductos sostenibles, comestibles o no.

La RAS cuenta con una lista de fincas certificadas a través del mundo. Ésta puede accederse a través de su página en la Internet. La mayoría de estas fincas se encuentran en países de regiones tropicales (latitudes entre 23° Norte y 23° Sur) con una sustancial representación de países del Caribe y Sur América. Sin éxito hicimos una búsqueda exhaustiva de alguna finca certificada en Puerto Rico. Una persona boricua dedicada a la agricultura que esté leyendo estas líneas podrá beneficiarse del RAS y del Estándar de Agricultura Sostenible haciéndose integrante activa de esta organización y transformado sus prácticas para lograr una certificación de su operación. Tal vez en un futuro cercano tengamos agricultores y agricultoras sostenibles en Puerto Rico que puedan proveer materiales derivados de la agricultura y suministrar bio-materiales y comestibles a todas nuestras escuelas y a otras tipologías edilicias. La crisis económica por la que atraviesa el país y los incentivos que se ofrecen para promover la agricultura local favorecen este tipo de actividad y estrategias. Esperemos que en la ruta por la autonomía alimentaria en la que Puerto Rico debe encaminarse se puedan lograr varias operaciones certificadas por el RAS. Quién logre la primera certificación en Puerto Rico tendraáuna página sobresaliente en el futuro sostenible de nuestra isla.

Quienes deseen más información sobre la RAS y/o el Estándar de Agricultura Sostenible pueden acceder a su portal en la internet a través de: http://san.ag/web/

Página anterior;