portada agosto 2010 pequeña

Come para frenar el Calentamiento Global

Estarás ayudando, no sólo al planeta, sino también a tu salud

foto frutas

 

Por: Dra. Sandra Cruz-Pol*

Página anterior;

 

1. Consume productos locales. Que un producto sea local implica que la transportación hasta tu hogar dura menos tiempo, contribuyendo así a generar menos emisiones de gases de invernadero. Además, estos productos serán más frescos y, al comprarlos, estarás apoyando a agricultores y agricultoras locales. Un ejemplo de esto es la producción de la Finca Alzamora del Recinto Universitario de Mayagüez de la UPR, donde consigues miel y otros productos frescos a precios módicos, que varían de acuerdo a la estación, tales como mangoes, quenepas, tomates, berenjenas, repollo, melones, pepinillos, pimientos, tilapia y aguacates.

2. Evita productos envasados individualmente. Esos productos son más caros y contribuyen a generar desperdicios de empaque que muy pocas veces se pueden reciclar. En su lugar, compra productos en tamaños grandes y, en tu hogar, empácalos en envases reusables individuales, que en algunos casos puedes congelar. Escoge productos con poco empaque y que sean reciclables.

3. Evita productos enlatados. Las latas no son fáciles de reciclar y muchas compañías de reciclaje no las aceptan aún. Además, trazos del aluminio de las latas y de ollas de ese metal van a parar a tus comidas y se acumulan en el cerebro, lo que ha sido asociado al mal de Alzheimer. Es más económico ablandar granos en ollas de presión de acero inoxidable, los cuales puedes congelar por porciones.

4. Cocina eficientemente. Las ollas de presión, por ejemplo, tardan unos 15 minutos en ablandar y guisar habichuelas y otros granos secos (previamente dejados en agua unas 5-8 horas), ahorrando así mucha electricidad, dinero y agua. (¡Normalmente, los granos se tardan 1 hora en ablandar y ½ hora en guisar!) El horno microondas y la estufa de gas también ahorran emisiones.

5. Consume más productos orgánicos. Los productos regulares usan fertilizantes que contribuyen al calentamiento global pues contienen óxido nitroso, que es un agente 310 veces más fuerte que el CO2 para atrapar ondas infrarrojas de la atmósfera. Además, muchos plaguicidas contienen bromuro, el cual contribuye a dañar la capa de ozono y al calentamiento global. En cuanto a la salud se refiere, los productos orgánicos no tienen trazos de estos químicos (fertilizantes, plaguicidas, herbicidas, fungicidas) que han sido asociados a varias enfermedades y defectos genéticos. Cada vez más, se consiguen productos orgánicos en todos los comercios a precios económicos. Además, hay muchos agricultores y agricultoras locales que están usando prácticas orgánicas. Visita las ferias agrícolas orgánicas en la Placita Roosevelt, en el área metro, y en Rincón, ambas en la mañana (1er y 3er domingo de cada mes).

6. Come menos carne roja o elimínala completamente de tu dieta. Según un reporte de las Naciones Unidas del año 2006, “criar animales para consumo genera más gases de invernadero que TODOS los autos y camiones en el mundo combinado”. Esto se debe a la deforestación necesaria para sembrar los alimentos que consumen estos animales, la cantidad defertilizantes usados para sembrarlos, el agua que usan, y el metano que emiten, entre otros factores. Dato curioso: dos acres y media de tierra son suficientes para alimentar a 20 veganos, pero sólo a un consumidor de carne. (Robbin, Diet for A New America, 1998). Además, es más saludable comer menos carne. Está comprobado que la incidencia de cáncer es menor en países que consumen poca o ninguna carne. Otra alternativa es comer carne de granjas certificadas ‘grass-fed’ o ‘free-range’.

7. Consume productos no refinados. La energía necesaria para refinar harina, arroz, azúcar y otros productos contribuye grandemente a la cantidad de emisiones de gases a la atmósfera. Además, la comida menos procesada generalmente tiene más nutrientes y más fibra, esenciales para una buena nutrición.

8. Come menos. Reducir el consumo ayuda a frenar el calentamiento global, pues es menos la cantidad de productos que se tiene que fabricar, procesar y transportar. Además, te sentirás más ágil y saludable.

BUSCA recetas sabrosas y eco-amistosas en http://campusverde.uprm.edu/ comeverde.

* Coordinadora de Campus Verde UPRM Profesora de Ingeniería Eléctrica y Computadoras http://www.uprm.edu/campusverde

Página anterior;

Contáctanos en contactanos@corrienteverde.com

Dirección: Los Paisajes del Lago #126

Luquillo, Puerto Rico, 00773