portada abril 2011 pequeña

El Karso y su importancia en Puerto Rico

foto de karso

 

Por: Abel Vale Presidente Junta de Directores Ciudadanos del Karso

Página anterior;

 

El karso es el nombre que las personas científicas le han dado a una topografía que se desarrolla en las rocas con alto contenido de carbonatos (calizas, dolomitas, etc.) Estas rocas carbonatadas son de origen sedimentario, formadas a lo largo de millones de años bajo el nivel del mar o donde hubo grandes lagos. La roca carbonatada tiene la particularidad de que se disuelve cuando entra en contacto con un acido débil. La topografía del karso o kárstica es el resultado de la meteorización de la roca carbonatada, cuando el agua de la lluvia, que al caer adquiere bióxido de carbono en el aire, convirtiéndose en ligeramente ácida, va disolviendo la roca a través del tiempo geológico. En los trópicos, el agua de lluvia se convierte aún más ácida cuando entra en contacto con la materia vegetal en descomposición (ácidos húmicos), lo cual tiende a acelerar el proceso de disolución de las rocas carbonatadas. La topografía kárstica, predominantemente, es el resultado de una erosión por disolución, mientras que, en el caso de la mayoría de las rocas no carbonatadas, su topografía es el resultado de erosión mecánica (por la fuerza del agua). Las expresiones de la topografía kárstica son las cuevas secas o con quebradas y ríos, los sumideros (nombre local para dolinas), las torres, los mogotes, grandes cañones, bosques de piedras y muchas otras formas, así como sus acuíferos.

En el planeta, cerca de un 13% de la superficie emergida está compuesta de rocas carbonatadas que han originado una topografía kárstica muy diversa y espectacular. En Puerto Rico, cubre el 27.5% del territorio, en su gran mayoría roca carbonatada caliza. En la isla, tenemos karso en el norte (nuestra mayor extensión) que va desde Loíza hasta Aguada y que geológicamente es de las calizas de menos tiempo geológico. En el sur, tenemos karso en forma discontinua entre Ponce y Cabo Rojo y, en el centro de la isla, tenemos varios lentes kársticos separados a lo largo de la cordillera (desde Aguas Buenas y Cayey hasta Las Marías y San Germán) que geológicamente son las de mayor antigüedad. Las islas de Mona, Monito y Caja de Muerto son completamente kársticas y hay karso en algunos lugares de Vieques.

La importancia del karso, en el caso de Puerto Rico, se puede resumir de la siguiente forma: terrenos agrícolas, agua, bosques, humedales y biodiversidad. Los terrenos agrícolas en el karso, mayormente, se encuentran en los valles aluviales de los ríos y en los valles entre mogotes. Al momento, sostienen la mayoría de la industria lechera de la isla, entre Arecibo y Quebradillas. También, al momento, se está volviendo a sembrar piñas en Manatí. En el pasado, estas aéreas sostuvieron grandes siembras de piñas, caña de azúcar y otros cultivos, los cuales constituían la fuente principal de alimentos y trabajo para la mayoría de la población. La producción agrícola es vital para alimentar un país.

El agua es un recurso natural vital para toda la vida, incluyendo la humana, en el planeta tierra. Sin agua, la mayoría de las especies de la flora y la fauna que existen no hubiesen evolucionado como las conocemos hoy día. Por lo tanto, la disponibilidad del agua es fundamental para sostener la vida. El agua es vida. El karso contiene grandes acuíferos que le proveen agua al momento a más de medio millón de habitantes, mayormente en la región norte, así como agua a la industria, principalmente a las farmacéuticas que se encuentran entre Manatí y Arecibo, y a la agricultura, especialmente al ganado lechero.

La mayor extensión contigua de bosques se encuentra en el karso del norte, la cual contiene la mayor diversidad de especies de árboles en Puerto Rico. El bosque seco de mayor importancia se encuentra en el karso del sur. Los bosques públicos como Guajataca, Río Abajo, Cambalache y Vega se encuentran en el karso del norte y el Bosque Seco de Guánica en el karso del sur. La isla de Mona, una reserva natural, es una isla kárstica y es considerada la Galápagos del Caribe. El humedal herbáceo más grande en Puerto Rico, la reserva natural del Caño Tiburones, se encuentra entre Arecibo y Barceloneta. En estos bosques y reservas naturales, además de la gran diversidad de la flora, se encuentran casi todas las aves nativas de Puerto Rico, así como las migratorias, la mayoría de los réptiles y gran cantidad de anfibios, todos los mamíferos nativos (los murciélagos), así como la gran mayoría de insectos, arácnidos, crustáceos y miriápodos que se encuentran en Puerto Rico. Hay una gran cantidad de flora y fauna en peligro de extinción en la mayoría de los casos por la actividad humana.

A pesar de que contamos hoy día con mayor área boscosa en la isla, la mayor parte de ella está sumamente fragmentada, lo cual afecta negativamente a las especies que dependen de estos bosques. Las áreas construidas, además, son fuentes de contaminación dispersa (la más difícil de controlar) que va a parar a los cuerpos de agua, afectando su calidad y la salud. Aparte del impacto al recurso agua, hemos pavimentado nuestras mejores tierras agrícolas, un recurso muy limitado en la isla y lo cual nos priva de producir comida, un recurso vital.

En Puerto Rico, al cambiar los sistemas naturales de acuerdo con las necesidades del momento y basándose en nuestra organización social, hemos afectado seriamente la disponibilidad y la calidad del agua y de los terrenos agrícolas, así como la integridad de los bosques y la biodiversidad. Los bosques, por ejemplo, retienen mucha más agua de lluvia que un área pavimentada de casas unifamiliares, centros comerciales o carreteras, que, al ser pavimentadas, limitan la capacidad del suelo para absorber y retener la lluvia (17 pulgadas vs. 1 pulgada de retención) y que provocan escorrentías altas y mayores inundaciones.

Los terrenos agrícolas, el agua, los bosques y la biodiversidad en el karso y en el resto de la isla se encuentran seriamente amenazados por la total falta de planificación. Hasta el momento, toda la construcción de carreteras, viviendas, industria, centros comerciales, áreas recreativas y otras se ha hecho sin tomar en cuenta nuestra densidad poblacional y realidad de isla y de los recursos naturales existentes.

Es por ello que es fundamental una planificación integral del uso de nuestra infraestructura natural más importante, los recursos de suelo y agua, y que todos los sectores (ciudadanía, gobierno, industria, comercio, etc.) asuman mayor responsabilidad en el uso racional de un recurso del cual tenemos menos cada día. ¿Cuánto podremos producir para alimentarnos? ¿Cuánta agua tendremos disponible? Dependerá de muchos factores tales como la cantidad total de la población y los efectos del cambio climático en los graneros del mundo y en la lluvia en la región del Caribe, entre otros.

Por eso, invitamos a todos/as a que visiten nuestro portal web www. cdk-pr.org para que conozcan más a fondo algunos de los puntos planteados en este artículo. Además, les invitamos a que colaboren con nuestra organización, escribiéndonos a nuestro correo electrónico: info@ cdk-pr.org y ciudadanosdelkarsopr@ gmail.com.

Página anterior;

Contáctanos en contactanos@corrienteverde.com

Dirección: Los Paisajes del Lago #126

Luquillo, Puerto Rico, 00773